En un momento dado | Sergi Roberto después de Lucho
Blog, Fútbol, Análisis, Barça, F.C.Barcelona, Guardiola, Messi, Neymar, Piqué, Iniesta, Luis Suárez, Previas, Rivales, Perfles, Jugadores, Planificación, Barça B,
22471
single,single-post,postid-22471,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,paspartu_enabled,qode-content-sidebar-responsive,qode-theme-ver-9.2,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.2.1,vc_responsive
Barcelona's midfielder Sergi Roberto looks on as he arrives for a training session at the Sports Center FC Barcelona Joan Gamper in Sant Joan Despi, near Barcelona on May 20, 2017 on the eve of their last Spanish League football match FC Barcelona vs SD Eibar / AFP PHOTO / Josep LAGO (Photo credit should read JOSEP LAGO/AFP/Getty Images)

Sergi Roberto después de Lucho

Sólo por debajo de Luis Suárez y justo por encima de Gerard Piqué, Sergi Roberto fue una de las figuras que mejor personificaron el ciclo de Luis Enrique en el banquillo del Barça. Interior de cuna, al canterano le había costado ser importante en el primer equipo. Tallado por el cincel de la Masia pero pulido en un molde algo distinto al de sus más inmediatos predecesores -e incluso al de sus contemporáneos-, en un Barça cuyo mediocampo hablaba todavía a partir de lo que la unión de Xavi, Iniesta y Sergio Busquets había dejado escrito, Roberto encontró dificultades para acompasarse. Apegado a la llegada y con mucha astucia vertical, el control reposado y la obligatoriedad de desenvolverse en una medular desprovista de espacios parecían cercenar el ansia de su cabalgada y evidenciar que, aún siendo muy bueno, su nivel técnico no alcazaba la perfección del de aquellos que en su lugar se habían desempeñado en un palmo de terreno. No en vano, sus instantes más felices en la medular azulgrana habían acontecido cuando el Tata Martino le asignó un rol dual de segundo pivote en defensa e interior en ataque, un encargo que potenciaba su capacidad del despliegue y que liberaba su ansia en el recorrido. Atendiendo a esto, resultó igualmente consecuente que a las órdenes de Luis Enrique el jugador llamara la atención en posiciones más retrasadas de la que por currículum le correspondían, como fueron inicialmente la de mediocentro y a posteriori la de lateral diestro.

Empezar a jugar unos metro por detrás tenía para Sergi dos recompensas fruto de la misma ventaja: el espacio. Tenía más y gracias a ello podía explotar el recorrido que tan bien lo singularizaba en la cadena de producción del fútbol base del Barça, y a su vez disfrutar de un grado mayor de desahogo con el balón en los pies. Luis Enrique le concedió aire a sus contactos con la pelota. Desde ese aire ganó una presencia que se tradujo en confianza y que, por su parte, se tradujo en juego e impacto, dando como resultado nuevas pruebas en la zona ancha ahora saldadas con éxito. Y es que si bien retrasando su posición de partida unos metros Sergi Roberto dio con un paisaje más despejado, la idea del mediocampo como lugar de paso avivada por su hasta hace unos meses entrenador, le permitió zambullir su segunda oportunidad en un océano mucho menos abarrotado. Cuando volvió a él, también en el interior Roberto halló espacios. Sin embargo, ahora que el capítulo Luis Enrique está cerrado, y ante la posibilidad de que bajo la dirección de su sustituto Ernesto Valverde el equipo intente recuperar el peso de la línea de medios a la hora de imponer su discurso de juego, golpea la duda acerca de un Sergi Roberto que, confirmado como futbolista de utilidad y, al mismo tiempo, como lateral sufrido, parece reclamar ser tenido en cuenta en un mediocampo huérfano de futbolistas producidos por su misma escuela. ¿Continuará teniendo espacios Sergi Roberto como interior? Y si no los tiene, ¿está ya listo el de Reus para seguir avanzando sin ellos?

– Foto: Josep Lago/AFP/Getty Images

8 Comments
  • J.
    Posted at 13:25h, 10 agosto Responder

    Antes de nada, gracias por el artículo, Morén.

    Sobre la última pregunta que planteas, en clave Valverde, creo que Sergi Roberto estará más enfocado a la generación de espacios sin balón que a la generación de ventajas con balón en espacios reducidos.

    Aun así, ha habido y habrá momentos en que el equipo no ha podido presionar, reposando en bloque medio en campo propio. Y aquí Sergi Roberto sí que puede encontrar espacios para correr.

    Se trata de un caso complejo porqué, desde mi punto de vista, lo es todo y no es nada concreto a la vez en el juego que ha propuesto el Barcelona a lo largo de los últimos años (a excepción de periplo Luís Enrique). Y no sé si él quiere seguir siendo un comodín a su edad.

  • Iniesta10
    Posted at 13:48h, 10 agosto Responder

    Sergi Roberto es un jugador muy bueno, excelente, aunque quizás no tan fino técnicamente como Xavi o Iniesta.
    Pero no importa, hay ejemplos de jugadores “grandes” que no eran técnicamente tan técnicos. Ahí está tiburón Puyol por ejemplo.
    Yo creo que si a Sergi Roberto se le da la oportunidad de ser titular y tiene continuidad, tiene una pinta de jugador grande que echa para atrás. Ahí está el gol a PSG en el último suspiro. Todos hemos hablado de la fe de Neymar, pero ojo a la de Sergi. Tiene la misma épica que Puyol: jugador que estuvo a punto de salir, y que en cambio, explotó y se hizo cada día más importante.

    Creo que un centro del campo con: Busquets + [organizador] + Roberto puede llegar a ser muy competitivo. Para mi el fichaje que falta en el centro del campo es el de un cerebro, un organizador,

    Sergi Roberto lo hace todo bien, lo que pasa es que nos hemos acostumbrado a la crema (Xavi-Iniesta), y eso no se tiene siempre.

  • Iniesta10
    Posted at 14:08h, 10 agosto Responder

    Para mi, Sergi Roberto debería estar por delante de Rakitic. Ambos son excelentes jugadores, pero creo que Sergi Roberto puede hacer más cosas

  • Morén
    Posted at 18:32h, 10 agosto Responder

    Otra variable es que al Sergi Roberto interior lo hemos visto, justamente, en las temporadas donde menos rigurosamente se ha aplicado el juego de posición, y por lo tanto en las que menos apoyo podría recibir desde la pizarra para enfrentar esos escenarios sin espacios que se apuntan en el texto. Si el Barça pasa a tener menos espacios porque pretende aumentar su control a partir del juego de posición, veremos si no encuentra Sergi y el resto de centrocampistas del equipo, precisamente, un aliado en esa vuelta a una puesta en escena “más ortodoxa”.

  • J.
    Posted at 20:42h, 10 agosto Responder

    @ Morén

    Los jugadores menos talentosos seguramente encontrarán un contexto más favorable, ahora los jugadores con menos calidad… no sabría decirte. Una cosa son los mecanismos que favorecen una cadena de pases (menor necesidad de pensar o imaginar) y otra cosa es tener que controlar el balón en una baldosa.

    Aun así, muy interesante lo que apuntas. ¿En qué jugadores estabas pensando?

  • vi23
    Posted at 00:18h, 11 agosto Responder

    Yo sinceramente sin espacios no lo veo preparado para funcionar. No sé si los podrá encontrar como compensador de leo. Sino, me huele a futuro complicado

  • Miquel
    Posted at 20:33h, 11 agosto Responder

    Jugador sobrevalorado, como Rakitic, por dejarse la piel y caer bien. Sin duda 2 características fundamentales en los interiores de este nuevo Barcelona. Donde los interiores ya no deben ser talentosos con la pelota. Ah, y el 4 que sea Paulinho.

    Hay que estar muy mal para pensar que Sergi Roberto puede aportar algo como centrocampista en el Barça. Pero es que el Barça está muy muy mal. Así que si este chico es capaz de ganarse un puesto en el centro del campo es que la temporada habrá sido un desastre.

    • Morén
      Posted at 22:30h, 11 agosto Responder

      Hola, Miquel. Veo que es la primera vez que comentas en la web, así que bienvenido 🙂

      Sin embargo, debo decirte que el tono de tu intervención no es con el que nos sentimos cómodos por aquí. Pretendemos aprender los unos de los otros, y para que eso pase todo el mundo se tiene que sentir agusto compartiendo su punto de vista. Seguro que habrá alguien que valore a Sergi Roberto de forma distinta a ti, y seguro que lo hará por razones futbolísticas y no porque le caiga bien. Pero va a ser complicado que se sienta cómodo para expresarlo si se entiende que su postura es debido a “estar muy mal”. ¿No crees?

      Aquí se puede disentir de la opinión de cualquiera (de hecho esto es mucho más divertido cuando así ocurre) pero no partir de que hay un punto de vista bueno y el resto son malos. Ni yo con los artículos ni todos con los comentarios venimos aquí a sentar cátedra de nada. Este espacio está pensado con el único objetivo de aprender los unos de los otros, y para eso es imprescindible que todos vengamos dispuestos a aceptar que podemos estar equivocados. Si no es así, EUMD no funciona.

      Por eso, desde aquí, mi doble invitación. Por un lado a que continúes comentando, debatiendo y aportando tu punto de vista de las cosas. Estaremos encantados de sumarte a la família 😉 Por el otro, que reconsideres la forma de hacerlo para que tú también puedas contribuir a crear un ambiente amable para el debate. Por suerte, la enorme mayoría de usuarios así lo hacen, de modo que tienes a tu disposición muchos ejemplos en los que fijarte.

Post A Comment